sábado, 5 de junio de 2010

Y TODAVÍA ESTAMOS A VIERNES...

El final de semana que espera a atletas y seguidores es apasionante. Multitud de carreras populares (en la provincia de Valencia destacaré los 10k de Algemesí), la Copa de Europa de 10.000 (con Chema Martínez como estandarte), el viernes tarde la Diamond League y desde el viernes mañana los Iberoamericanos en San Fernando (Cádiz).


Pues bien, para ser el primero de los tres días frenéticos no ha ido mal la cosecha. En Oslo teníamos a cinco españoles en liza. La santanderina Ruth Beitia acabó en cuarta posición con unos discretos (para lo que nos tiene mal acostumbrados) 1,90. La prueba contaba con la expectación de ver el face to face entre la croata Blanka Vlasic, finalmente vencedora, y la plusmarquista estadounidense Chaunté Howard-Lowe.

El burgalés Juan Carlos Higuero corrió la “Dream Mile” en otros discretos 3:56.71 acabando décimo. Hay que tener en cuenta que era su primera competición importante de la temporada descubierta y que era la segunda milla suya de siempre.

En el ‘milqui’ acabamos con otro sabor de boca. Partíamos con doble participación. Incluso para más aliciente, teníamos el morbo del reencuentro Olmedo-Rodríguez en competición. La balanza cedió de lado del atleta del F.C. Barcelona. Ganó Olmedo la prueba con unos estupendos 3:36.98, avisando a navegantes, pero el bueno de Álvaro no quiso ser menos y se unió a la fiesta entrando segundo y acabando el kilómetro y medio en 3:37.39. Doblete español en la Diamond.

Y para ponerle broche de oro a la participación nacional, sobre cinco kilómetros del sintético noruego voló un emisario del largo aliento. Flamante (y primer) Campeón de Europa de cross esta pasada temporada sobre barro y primer español que rompe la barrera de los 13 minutos sobre goma. Alemayehu Bezabeh hacía un envío urgente a todos los que creían que no sería capaz de luchar por la victoria en Barcelona. En 12:57.25 dejaba el tope. Alberto García se quedaba sin un nuevo récord (y no es el primero que le borran de las listas esta campaña). No ganó la prueba, fue séptimo en una guerra entre titanes, pero ahora ya sabemos que el discípulo de Pascua va en serio y su meta está en la Ciudad Condal.


Para acabar este baño dorado falta hablar de lo ocurrido en el Bahía Sur. El 10 es el número, para la participación de los nuestros y para el número de preseas que nos hemos colgado en el primer día de competición. Somos el país con más metales (igualados con Brasil) pero liderando el medallero. Cuatro oros; para Mercedes Chilla en jabalina (62,39), Concha Montaner en longitud (6,45), Rosa Morató en 3.000 obstáculos (9:40.26 RC) y Ayad Lamdassem en 5.000 m.l. (13:32.48 RC). Las platas también eran cuatro y pendían de los cuellos de Julia Takacs en 10 kilómetros marcha (43:35.50 RE Promesa), Berta Castells en martillo (68,37), Zulema Fuentes-Pila en 3.000 obstáculos (9:53.75) y Anna María Pinero en pértiga (4,30). Y cerramos el medallero con dos bronces para Digna Luz Murillo en 100 m.l. (11.49) y Núria Ferrer en jabalina (51,90).


Y todavía estamos a viernes…